Captura de pantalla 2016-02-05 13

Los exoesqueletos empiezan a proliferar, y ademas de las infinitas aplicaciones a nivel de movilidad y ayuda a la discapacidad, empezamos a ver ya modelo específicos para mejorar las condiciones ergonómicas de muchos puestos de trabajo.

Es el caso de Archelis, un exoesqueleto imprimible en 3D que, fijado sobre los muslos y los gemelos, sostiene la parte superior del cuerpo. Aunque no sustituye los movimientos del cuerpo, permite trabajar con comodidad a profesionales que tienen que pasar largas horas de pie, como cirujanos o empleados de fábricas.

Así funciona: