Zemanta Related Posts ThumbnailEl pleno del Consell ha aprobado este viernes un convenio de colaboración entre el Instituto Nacional de la Seguridad Social (INSS) y la Conselleria de Sanidad, que tiene como objetivo realizar el seguimiento y la valoración de la posible afectación funcional y etiológica de aquellas personas que, en el desarrollo de su actividad laboral, han podido estar en contacto con fibras de amianto y por tanto están en riesgo de padecer algún problema de salud relacionado con dicha exposición.

Este convenio va a permitir gestionar de forma “más ágil y eficaz “el reconocimiento de los daños para la salud de los trabajadores que hayan estado expuestos al amianto.

Para ello se van a establecer los mecanismos de coordinación necesarios para que los problemas de salud relacionados con la exposición profesional al amianto detectados en los exámenes de salud y en las revisiones médicas sean rápidamente puestos en conocimiento del INSS, a los efectos de que éste pueda iniciar el procedimiento para la evaluación de la situación de incapacidad y la determinación de la contingencia correspondiente.

imag-vigilancia

En el año 2001 se puso en marcha en la Comunitat Valenciana el Plan para la Vigilancia Sanitario-Laboral del Amianto, que incluyó la vigilancia ocupacional y post-ocupacional, esta última realizada por la Conselleria de Sanitat.

En el año 2002, la Dirección General de Salud Pública estableció un Programa de Vigilancia de la Salud de los Trabajadores expuestos al amianto con el objetivo de optimizar las actuaciones de protección de la salud y seguridad de los trabajadores con riesgo de exposición a fibras de amianto y mejorar la efectividad de las actuaciones de prevención del riesgo laboral relacionado con dicha situación.

Actualmente, la Conselleria de Sanitat tiene en vigilancia post-ocupacional a 3.100 trabajadores que han estado expuestos al amianto por razón de su trabajo.

El programa autonómico sirvió como modelo para la elaboración en el año 2003 del Programa Nacional Integral de Vigilancia de la Salud de los trabajadores que han estado expuestos al amianto.

El 21 de marzo de 2006, el pleno del Congreso de los Diputados aprobó una moción en la que se instaba a la adopción de un plan de medidas globales, especialmente sociales, laborales y administrativas, destinadas a paliar la situación de los trabajadores afectados de asbestosis y la de sus familias.

En el año 2009 se firmó el primer acuerdo de colaboración entre el INSS y la Generalitat, a través de la Conselleria de Sanidad, sobre actuaciones conjuntas en relación con los trabajadores afectos de patologías derivadas de la utilización laboral del amianto.

Fuente: Europapress